Una noche en la cueva (15)

Chiwuaca se cayo al agua…, Marta y Miguel se quedaron asustadísimos, pensaron que Chiwuaka seria devorado por los cocodrilos y no dejarían ni rastro de él, pero para asombro de los jóvenes, observaron como los enormes cocodrilos a los que les tenían tanto miedo, eran completamente inofensivos, parecían estar amaestrados.

Vieron como Chiwuaka acariciaba a los cocodrilos como si fueran pececitos pequeños, y se dieron cuenta de que si, si estaban amaestrados los cocodrilos, y por suerte su amaestrador era Chiwuaca, y con su ayuda pudieron conserguir la piedra roja que necesitaban. Se apresuraron a salir del lago, guardar bien la piedra para no perderla y salir lo mas rápido posible de la cueva, pero lo difícil fue encontrar la salida todo parecía cambiado en la cueva y les llevo bastante tiempo salir de la cueva, tanto tiempo que se les echó encima la noche. La noche dentro de esa cueva era muy fría debido a la humedad y a Marta y Miguel les costó bastante conciliar el sueño, pero pasadas un par de hora Marta consiguió dormirse en los brazos de Miguel y unos minutos después Miguel. Pero la sorpresa seria ver que Chiwuaca no estaba cuando los chicos se despertaron.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: