Preparando la Excursión (4)


Quedaban pocos días para la excursión de los Picos de Europa, todos estaban deseando ir y pasarlo bien, en especial Christin y los chicos. Los intereses de cada uno eran completamente distintos, Christin quería ir para conocer a todo el mundo un poco mejor, ya que en la fiesta se quedo un poco a medias, sobre todo con las chicas. Estaba contenta porque había conseguido ligar en un tiempo record y estaba deseando ver como le podía ir con Raúl que le parecía un chico de los más divertido. El interés de los chicos era más bien distinto, solo pensaban en que se iban a poner hasta arriba de sidra, y como son chicos queda sobreentendido que iban a estar de caza en toda la excursión, además se enteraron de que el padre de Christin no podía ir a la excursión, debido a un asunto de vital importancia que le había surgido en Ibiza ese fin de semana. Lo que no sabían esos chicos es que Christin ya había hecho planes con un chico en la excursión.

Nada más tocar el timbre una avalancha de chavales arrolló con todo lo que se interponía para llegar al recreo, pero los chicos de 2º de bachillerato no se unieron a esa cuadrilla, se quedaron hablando en la clase sobre la excursión y de todas las cosas que iban a llevar. Estaban allí reunidos toda la panda: Dani rashu, Carrasco el mago, Raúl, Lucio, Samuel, Fernando y Chaves que nunca se perdía ninguna excursión por nada del mundo. Hablaban tan tranquilamente de los chanchullos ajenos a los profesores cuando Samuel salió de su típico trance y gritó: “!Pero si el ligón de Raúl se lió con Christin el sábado! Todos quedaron petrificados después de oír eso, excepto Dani que se partía de risa por el comentario tan ajeno a la conversación que Samuel había soltado y al que poco después todos se unieron y Dani soltó: “¿!pero tu te crees que esto es normal!?”. Fernando quedó bastante decepcionado, pero se olía que Raúl no iba a aguantar lo más mínimo con Christin por su personalidad tan empalagosa, de todas maneras Fernando pensó que había tías que merecían mucho más la pena que Christin y recuperó su típico saber estar y su gracia. Finalmente antes de que terminara el recreo, Carrasco zanjó el asunto de la excursión con poner 5 Euros esa tarde, Chaves, Lucio y Fernando quedaron en la esquina quedando un poco antes que de costumbre por lo tardón que era Lucio y cada uno se fue a su clase cuando sonó el timbre, a excepción de Chaves que no tenía el muy…