Los nanotubos de carbono.

 Se denominan nanotubos a estructuras tubulares cuyo diámetro es del tamaño del nanómetro. Existen nanotubos de muchos materiales, tales como silicio o nitruro de boro pero, los más conocidos suelen ser los nanotubos de carbono. Su estructura 1326114025_0puede considerarse procedente de una lámina de grafito enrollada sobre sí misma.

La estabilidad y robustez de los enlaces entre los átomos de carbono, del tipo sp2, les proporciona la capacidad de ser la fibra más resistente que se puede fabricar hoy día, también son capaces de deformarse notablemente y de mantenerse en un régimen elástico. Una de las características mecánicas más importantes de los nanotubos es que son 100 veces más resistentes que el acero, y 6 veces más ligeros, debido a que  se trata de un material poco conocido, estos valores podrían variar. De entre todas las aplicaciones de los nanotubos, las más interesantes, quizás se encuentren en el dominio de la electrónica ya que éstos pueden desempeñar el mismo papel que el silicio en los dispositivos electrónicos pero a escala molecular, donde los semiconductores dejan de funcionar. Como por ejemplo podrían experimentar grandes avances en la memoria de acceso aleatorio (RAM). Los nanotubos de carbono se pueden utilizar para mejorar otros dispositivos como las interconexiones o los circuitos integrados.

FUENTES: TEXTO IMAGEN

A %d blogueros les gusta esto: