Los negocios son los negocios (22)


1930-Maybach-DS7-Zeppelin-Four-Door-Convertible-RearJack y Jacome salieron a la calle sin realmente saber a adonde ir, ya que solo tenían el dato del restaurante y eso no proporcionaba ninguna información sobre el paradero de aquellos hombres. Jacome decidió ir a una zona de la ciudad un tanto conflictiva donde la mafia se solía reunir. Cuando llegaron allí vieron pasar un coche como los que Don Tradenci utilizaba para su uso personal, un Maybach Zeppelin de 1930, y decidieron seguirlo.
-Van en dirección a mi antiguo barrio.-Dijo Jacome. Quizá sea Don Tradenci, seguro que sabe quién mató a mi madre, vamos, vamos, acelera, alcánzalos. Dijo Jacome ansioso de respuestas
-Tranquilo chico no podemos estar seguros de que sea él, guardemos las distancias y esperaremos a ver a donde nos llevan. – Dijo Jack tan prudente como siempre
Cuando pasaban junto a la antigua casa de Jacome el coche se detuvo y de él salieron junto a Don Tradenci, dos hombres armados. Cuando Jacome vio que era Don Tradenci, éste salió corriendo del coche, antes siquiera de que Jack pudiera detenerlo.
-Don Tradenci, estamos aquí.-Gritó Jacome, tan ingenuo como siempre, dirigiéndose hacia él.
Nada más verlo los hombres que iban con Don Tradenci comenzaron a disparar, y Jacome se puso a cubierto detrás de un buzón. Jack sin pensarlo dos veces abrió la puerta del coche y asomando pistola por el hueco de la ventanilla se puso a disparar. Jacome aprovechó la algarabía que se había formado para acercarse a la posición de los dos hombres con extrema cautela y abatirlos con su pistola. Entonces Don Tradenci se montó en el coche y comenzó a escapar.
-Rápido Jack, vamos tras el.-Dijo Jacome haciendo señas a Jack para que se apresurara.
Pero Jacome con su extraordinaria puntería le alcanzó en una rueda, Don Tradenci perdió el control y se estrelló contra un árbol que había en la acera.
-Tú te vienes con nosotros. Dijeron Jack y Jacome al unísono mientras lo montaba en el coche y le ataban las manos por la espalda.
Mientras se lo llevaban al hotel Jacome saciaba su curiosidad con Don Tradenci.
-¿Por qué has intentado matarnos? Creía que estábamos en el mismo bando.-Dijo Jacome
-Verás Jacome,-comenzó diciendo Don Tradenci mientras se intentaba colocarse en el asiendo de atrás- cuando se trata de negocios no hay amigos.
-Pero ¿Qué hemos hecho nosotros?
-Bueno, como ya os estarán buscando una mafia entera y no creo que duréis mucho os lo voy a explicar. Estoy perdiendo fuerzas en mi negocio, y tras los últimos incidentes, decidí llegar a un acuerdo sobre el control de ciertas zonas con la competencia para evitar conflictos y así recuperar fuerzas.
-¿Y eso que tiene que ver con nosotros?- Interrumpió Jack
-Dejadme acabar, como os iba diciendo llegamos a un acuerdo económico por las zonas, pero tras los incidentes en los que acabasteis con varios de sus hombres añadieron vuestras cabezas al trato, y eso me ha llevado a esto.
-¿Y mi madre?- Pregunto Jacome furioso.
-Oh eso, un fallo de puntería sin importancia de mis hombres.-Dijo Don Tradenci con una sonrisa en la cara.
Entonces Jacome le asestó un golpe en la cara con la pistola descargando toda su ira.
-Ya hemos llegado, baja y no llames la atención o estás muerto.- Dijo Jack mientras hacia notar el cañón de su pistola contra la espalda de Don Tradenci a través del bolsillo de su chaqueta.

Fuentes: IMAGEN

Anuncios