Malditos Bastardos

Malditos Bastardos es una película dirigida por Quentin Tarantino y protagonizada por Brad Pitt, Christoph Waltz y Mélanie Laurent. Escrita y publicada en 2009,la película titulada malditos bastardos trata sobre la Alemania Nazi y como un pequeño grupo de americanos se abren paso entre sus líneas matando y degollando alemanes, Aldo llamado “El Apache” por su descendencia de nativos era el jefe del pelotón judío  y como primera norma que impuso a su pelotón fue que cada uno de sus soldados le entregara cien cabelleras nazis y que necesitaba más soldados tan sanguinarios que habrían sido expulsados del mismo infierno. Esta historia converge al mismo tiempo que con la de una pequeña judía que escapa de las manos del oficial del SD, el Standartenführer Hans Landa un oficial sin escrúpulos que tiene como misión exterminar a todos los judíos que queden en las zonas y casas de campo de trabajo de cultivo y granjas. Esta joven consigue cambiar su identidad y se une a un pequeño negocio, un cine con un amigoposter-malditos-bastardos-inglourious-basterds-grupo negro. El pelotón judío asalta un comando alemán aniquilando a todos menos al oficial y dos soldados alemanes, uno intenta huir y le disparan, deciden interrogar al oficial pero este se niega y sin más remedio llaman al Sargento Donny “Oso Judío ”Donowitz, al que le encanta golpear a los nazis con un bate de beisbol en la cabeza, le vuelven a preguntar pero este se niega una vez más y el sargento le machaca la cabeza delante del último soldado raso que quedaba, deciden probar con este y les facilita toda la información sin problema alguno. El pelotón continua con sus ejecuciones y consiguen unas entradas haciéndose pasar por italianos para un espectáculo dentro de un cine, el cine que era de la joven judía llena de venganza y al que va a asistir el mismísimo Hitler, ambos quieren acabar con él pero sin saberlo de modo que los soldados judíos llegan al palco donde se encontraba Hitler y le borran la cara con metralletas y por parte de la joven judía incendia el cine quemando así a algunos soldados judíos, el cadáver de Hitler y seiscientas personas de alto cargo alemán. Aldo y dos soldados más consiguen escapar antes de que suceda todo esto capturando mediante una mentira al oficial del SD, el Standartenführer Hans Landa grabandole una esvástica nazi en la frente con un machete.

Fuentes : texto, imagen.

A %d blogueros les gusta esto: