Isabel sigue sin contestar. (9)

Como era costumbre los jueves se cenaba pizza y Mario estaba encantado con la cena, mientras que sus padres hablaban de política y asuntos que a Mario no le interesaba, pues el no tenía la cabeza en esos momentos como para conversar y dar su opinión de las situaciones. Al terminar de cenar, preocupado por su amiga Isabel decidió llamarla, ya que no era demasiado tarde y la pillaría despierta. Marcó el número de teléfono pero al rato saltó el contestador, Mario le dejó un mensaje en el cual le explicaba que estaba muy preocupado por ella, que hacía tres días que no sabía nada sobre ella y su salud y que además le tenía que contar lo que había escrito sobre Lucas y sus amigos para que le diese su opinión. Como cada noche Mario volvió a encerrarse en su habitación para leer alguna novela pero decidió irse a la cama a dormir, ya que estaba tan p1011301-casual-chico-leyendo-un-libro-en-el-verde-cespederdido es sus pensamientos que no se estaba enterando del argumento de la novela que estaba leyendo. A la mañana siguiente, ya preparado para el último día de clase de la semana y para la nota del examen que dejó sin rellenar, decidió volver a llamar a Isabel, quizás si probaba suerte esta vez cogería el teléfono ella o su madre, pero la suerte no estuvo de su lado y volvió a saltar el contestador pero esta vez no dejó ningún mensaje. De camino al instituto pensó en la historia que había escrito la anterior tarde y comenzó a arrepentirse de ello, pero su arrepentimiento tardó poco en marcharse ya que en la entrada del instituto estaban Lucas y sus amigos que por lo que se veía habían decidido fugarse esa mañana. Para reírse del pobre Mario le preguntaron que si les acompañaba a dar una vuelta, pero Mario ni les miró a la cara y entró.

Fuente: IMAGEN.

A %d blogueros les gusta esto: